Aprendemos a Re-ducirnos, Re-utilizarnos y Re-ciclarnos

Pan

Hola a tod@s!!!

Son varias las ocasiones en las que os hemos hablado de Opcions. Se trata de una revista que trata diversos temas desde el punto de vista del consumo consciente y responsable. 
Desde luego, trata temas interesantísimos  (y de una manera muy objetiva), que puedes descargar a través de opcions.org o comprarlos en papel a través de cric@pangea.org.
Aquí hacemos un breve resumen de su artículo “guía práctica del pan” que publicaron en el número 11 de Opcións. 
Esperamos que os guste y que os atrevais a hacer muchos experimentos panaderos 😉
Un saludo.
En primer lugar, es importante dejar claro que los reclamos de pan recién hecho o caliente, no siempre coinciden con mejoras en las aportaciones nutritivas del pan. El pan precocido (el que normalmente se presenta como recién hecho y caliente), es menos nutritivo y, a lo largo del día, primero se reblandece y luego se seca.
También podemos encontrar elaboradores que trabajan con procesos artesanales, aunque es importante que vigilemos estos reclamos de pan artesano ya que muchas veces no son ciertos. 
Para determinar si un pan es artesano realmente, es tan sencillo como preguntar con qué tipo de levadura se ha hecho el pan, y qué complementos y aditivos se han elaborado. En general, las panaderías y hornos utilizan directamente un mejorante panario, que es una mezcla de distintos aditivos para añadir a la masa.
Los aditivos más comunes en los mejorantes son los siguientes:
Oxidantes: ácido ascórbido (E300)
Emulsionantes: Lecitina de soja (E322), derivados de ácidos grasos (E471, E472), ester cabóxilo, ácido láctico (E481, E482)
Enzimas: harina de malta, harina de soja (ojo con el tema de la soja transgénica*)
Azúcares: dextrosa o glucosa y fructosa
Estabilizantes, reguladores del ph: principalmente carbonato cálcico (E170) y fosfato monocálcido (E3411)
*en la guía Roja y verde de Greenpeace se puede consultar el apartado de fabricantes de pan para ver cuáles pueden haber usado transgénicos en su elaboración. www.greenpeace.org)
En cuanto las harinas, la harina integral, contiene todos los nutrientes y la fibra del trigo, mientras que en el proceso de la harina blanca, se quita el salvado y el germen, con lo que se extrae la fibra, parte de las proteínas y prácticamente todas las grasas, minerales y vitaminas. Si además provienen de un molino de piedra, al no sufrir elevadas temperaturas, mantienen al máximo su integridad.
Desde un punto de vista ambiental y social, es importante también que las materias primas sean de origen local, ya que el modelo de producción y distribución a gran escala, incrementa el requerimiento de transporte, limita la autonomía de las poblaciones en la obtención de un bien básico y concentra poder en pocas manos.
Por otro lado, es difícil que no nos sobre un currusco de pan, lo bueno es que hay muchas maneras de aprovecharlo (haciendo pan rallado o las ricas torrijas típicas de España y la época de semana santa. Esto es añadido de Reciclín & Reciclán 😉
También podemos hacernos el pan nosotros mismos, así podemos comprar directamente los ingredientes y experimentar el proceso de elaboración. Sólo necesitamos cuatro ingredientes y un poco de paciencia.
Aquí os dejamos un foro donde encontrareis un montón de información sobre panaderías, hornos, recetas…
Y un par de videos donde nos muestran cómo hacer levadura madre y pan artesano:
Esperamos que os guste, un saludo  😉
Anuncios

8 comentarios

  1. Supongo que te has despertado tan pronto para hacer este fantástico pan no? ^^ seguro que sale bueníisimo, con tanto amor y cariño..Por eso el pan casero no se pone duro !!!! n_nFeliz semana señorita!

    octubre 17, 2011 en 6:46 am

  2. Hola preciosa. No me he olvidado de ti (aunque lo pareciera) ¿cómo va todo? Sigo pendiente de llamarte un día, lo que pasa es que me lío entre unas cosas y otras y acabo sin tiempo. Te ruego que me disculpes.Te voy a poner una información que he sacado de un libro muy interesante y que no deja en muy buen lugar al trigo, yo estoy tratando de reducir su consumo poco a poco, aunque soy una auténtica adicta. El libro se llama "Crudo en la nevera. Manual del crudivegano" y la autora es una naturópata llamada Ana Moreno. Dice sobre el trigo (resumiendo):- El trigo aumenta la glucosa en sangre, lo que hace que se tengan más ansias de dulces- El consumo es nocivo, ya que es un cereal rico en levadura y hongos- El trigo acidifica el organismo por su contenido en ácido fítico. El cuerpo, para compensar el exceso de acidez toma las reservas de alcalinas del organismo que se encuentran principalmente en los huesos, por lo que a la larga puede ser causa de osteoporosis.- Casi todas las personas, en mayor o menor medida, tenemos cierta intolerancia al gluten del trigo.- La fibra insoluble del trigo es irritante para el tracto intestinal.- El consumo de trigo se ha relacionado con diversas enfermedades (autoinmunes, artritis reumatoide, etc.)- El trigo contiene 15 opiáceos similares a la morfina, lo que hace de él un alimento muy adictivo.- El trigo actual está muy procesado, hibridado y manipulado genéticamente lo que hace que el cuerpo no lo considere un alimento real, sino tóxico.Bueno, esto es más o menos lo que dice el libro. Yo me quedé alucinada cuando lo leí, ya que siempre pensé que el trigo era un buen alimento, y he podido constatar algunos de los efectos por mí misma. La alternativa puede ser utilizar harina de centeno y espelta (que aunque sigue siendo trigo está menos modificado y contiene menos gluten).Espero haber aportado un punto de vista diferente sobre el tema.Un besito, guapetona!!!

    octubre 17, 2011 en 7:34 am

  3. muy interesante feliz semana nueva

    octubre 17, 2011 en 7:54 am

  4. Con lo simple que parece, y lo complicado que es! Mil variedades (centeno, soja, espelta, avena, pipas, …) pero encontrar un buen pan artesano es una tarea de chinos (y bunca mejor dicho, porque ahora lo venden hasta en los bazares), por lo menos en las grandes ciudades. Con el buen pan que teneis por Galicia, mi favorito, el de brona, mmmmmm. Cada vez que voy por allí, o encuentro un puesto en un mercado medieval, no me puedo resistir. Lo de los mejorantes ya es otro cantar.Besos

    octubre 17, 2011 en 8:28 am

  5. Que información más valiosa. Con lo bueno que es el pan como alimento y que se haya perdido la costumbre y tradición del buen pan… Muchas gracias.

    octubre 17, 2011 en 1:50 pm

  6. Hola Marisilla muy interesante todo lo que pones yo a veces también hago el pan casero y me sale muy rico, besos

    octubre 18, 2011 en 11:16 am

  7. Hola Marisilla, como siempre aportando algo util a la comunidad.Yo ultimamente me tiro por el pan de avena pues regula muy bien el intestino.Tambien darte las gracias por tus palabras y apoyo, poco a poco me voy haciendo a la idea y volviendo a la normalidad.Un fuerte abrazo.

    octubre 18, 2011 en 8:22 pm

  8. hola preciosa me acuerdo siempre mucho de ti espero que te vaya todo bien, pasatelo por mi blog que tienes un premio bss

    octubre 24, 2011 en 11:31 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s